Nuestros servicios de financiación y reflotamiento dan respuesta a los diferentes problemas jurídicos que estas situaciones provocan tanto para los acreedores, a la hora de recuperar y defender sus créditos y mejorar las garantías de cobro, como para los deudores, ya sea en el ámbito económico-financiero, mercantil, tributario, laboral o procesal.
A través de nuestros servicios de reflotación e insolvencia se actúa sobre la empresa mediante la adopción de medidas que aumenten el flujo de tesorería y reduzcan al máximo los costes que pudieran derivarse de una situación concursal. En esta fase se abordan las siguientes medidas:
  • Evaluación de propuestas de financiación y refinanciación de deudas con entidades financieras y mediación ante sociedades de aseguramiento y sociedades de garantía de crédito o caución.
  • Gestión de la cartera de cobros/pagos, mediante reclamación de pagos a clientes renegociación de condiciones de pago con proveedores.
  • Optimización de los procesos de Compras y Subcontratación.
  • Gestión de existencias, reduciendo los niveles de stocks hasta equipararlo con el descenso de las ventas.
  • Desinversión de activos inmobiliarios y líneas de negocio no rentables.
  • Reducción de gastos generales.
  • Reingeniería de procesos.
  • Técnicas de mejora de la productividad y de eficacia global (OEE), utilización de prácticas SMED, TPM, 6SIGMA y LEAN Manufacturing.
  • Externalización de actividades de soporte no estratégicas para el negocio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *